Saltar al contenido

A 25 años de la muerte de Héctor Lavoe

01.07.2018

El cantante de los cantantes o El chico malo de la salsa, como se le conoció a Héctor Lavoe, murió hace 25 años, justo el 29 de junio de 1993, víctima de un paro cardiaco, pero su voz no se apagó, sigue vigente y reconocida como una de las más importantes e influyentes en la popularidad de este género musical.

Lavoe (nombre artístico que tomó del francés y que significa “la voz”), tuvo una vida de telenovela, de he­cho, fue inspiración para dos cintas: El cantante, protago­nizada por Marc Anthony y Jennifer Lopez, que se estrenó en 2006 y que cuenta los re­cuerdos que su esposa Puchi tenía de él, y The Singer, que apareció en 2009, protago­nizada por Raúl Carbonell Jr, quien también tuvo a su car­go la puesta en escena ¿Quién mató a Héctor Lavoe?

Y es que el salsero murió joven, a los 46 años, resulta­do de la vida de excesos que tuvo puesto que la droga y el alcohol fueron sus compañe­ros inseparables.

Hablar de Lavoe es aden­trarse a una serie de con­trastes, pues su éxito fue inversamente proporcional a las tragedias que sufrió.

De entrada, nunca pudo alejarse de las drogas que lo llevaron a contagiarse de sida por compartir jeringas.

Creció sin su mamá, quien falleció cuando tenía apenas tres años de edad.

Los infortunios siguieron, pues su hijo pereció por un accidente con una pistola que Lavoe guardaba en su estudio.

Su casa se quemó por­que al estar alcoholizado se quedó dormido con un ciga­rro encendido. Pudo salvar­se lanzándose al vacío por la ventana, situación que lo dejó fuera de circulación por varias semanas cayendo en profun­da depresión.

Para acabar con el cua­dro, el puertorriqueño inten­tó suicidarse, lanzándose de un noveno piso, pero no lo­gró su objetivo y sí quedó muy lastimado.

Pese a todo esto, en cada presentación entregaba el alma, su voz era reconocida y respetada por los amantes de la salsa.

De los años 60 hasta la dé­cada de los 80, Lavoe fue de las figuras predominantes en la escena musical, destaca Excelsior.com.mx.

Su nombre real fue Héc­tor Juan Pérez Martínez, quien a los 16 años desafió la auto­ridad de su padre y salió de Puerto Rico rumbo a Nueva York, para probar suerte en la música, que era su sueño, y lo logró, porque no sólo fuecantante, también director y productor musical.

El estar de un bar a otro lo llevó a conocer y hacer man­cuerna con otro grande de la salsa, Willie Colón, en ese entonces adolescentes. Con él hizo grandes éxitos como Aguanile, Che che Cole, La murga, Juana Peña, Calle Luna, calle sol y Barrunto.

Lavoe fue de los fundado­res de la Orquesta Fania All- Star, lo más destacado en el mundo de la salsa, de don­de se desprendió el sello Fa­nia Records, que reunió a los principales exponentes de la música tropical.

Lavoe siempre diomuestras de impuntualidad y desfachatez, situaciones que dieron al traste con la man­cuerna que tenía con Colón, con lo que empezó su carre­ra en solitario y a mediados de los 70 lanzó su primer mate­rial discográfico La voz, con el que obtuvo Disco de Oro por las altas ventas y la revista Latin NY lo premió como el Mejor Voca­lista Latino de 1976.

En su voz temas con El cantante, que le escribiera Rubén Blades, fue un éxito rotundo, así como Periódico de ayer, Rompe Saraguey y Plato de segunda mesa.

Héctor Lavoe compartió el escenario con grandes de la música como Willie Colón, Andy Montañez, El gran com­bo, Frankie Ruiz, Santos Co­lón, Oscar D’León, Tito Nieves, Ismael Rivera, Daniel San­tos, Tito Puente y Richie Ray, además fue de los primeros en llevar la salsa hasta África.

En 1987 con su último ál­bum, Strikes Back, tuvo la no­minación a los Grammy de 1988, en la categoría de Mejor Interpretación Latina Tropical, pero no ganó.

Los excesos, aunado a la diabetes, hicieron que física­mente se deterio­rara al extremo. De hecho, en su última presentación públi­ca en en la edición 15 de El Festival de Salsa, que se llevó a cabo en 1990, no pudo articular pa­labra y se veía débil, sus com­pañeros salieron al rescate e interpretaron su tema Mi gen­te, al finalizar no pudieron evitar las lágrimas al verlo en esas condiciones.

Héctor Lavoe falleció en el Memorial Hospital de Queens, en Estados Unidos, en junio de 1993.

Fuente: fuegoalalata

Deja tu comentario